Forest Speaks


Trampas

¿Porqué utilizar jaulas para estudiar animales?

A veces observar los animales no es suficiente: hay que saber su peso o tamaño, observarlos de cerca para saber a qué especie pertenecen o examinarlos para saber qué comen. Algunos animales son difíciles de ver, pero pueden ser atrapados en jaulas apropiadamente cebadas. Las "trampas vivas" que utilizamos no matan a los animales.


¿Qué clase de animales son capturados en trampas?

Esto depende del tamaño de la trampa (pequeñas para ratones, ratas o comadrejas pequeñas o más grandes para ñeques o gato solos), de la carnada (nueces de palma o maíz seco para roedores, bananas para los gato solos, o carne para los carnívoros) y la ubicación de las trampas (en el suelo del bosque para los conejos pintados, ñeques y ratas espinosas; ramas bajas de árboles para ardillas o en la copa de los arboles para gatos solos y algunas comadrejas).

 


La ubicación de las trampas

También depende de lo que se quiere saber en el experimento. Las trampas pueden estar no sólo en el suelo o la parte más alta del bosque si no también cerca de fuentes de agua o alimento donde los animales lleguen a buscarlo, o cerca de sus madrigueras.

 

 

¿Quién usa las trampas?

Es importante que la gente que utiliza trampas para estudiar animales esté bien entrenada. Para que los animales no sufran de exceso de sol, lluvia o falta de alimentos, los investigadores que utilizan trampas las revisan frecuentemente y liberan a los animales antes de que se inquieten demasiado. En muchas áreas los investigadores deben solicitar autorizaciones especiales que les permitan colocar trampas para atrapar animales.

 

 

¿Porqué atrapamos animales?

¿Qué animales hay en el área?, ¿Cómo los afectan los eventos naturales? (sequía, inundaciones, enfermedades, reducción de la disponibilidad de cierto tipo de alimento, cambios estacionales, etc.) Roland Keys Libera a un animal de la trampa.