Avances Científicos

¿Cómo evitan los árboles la deshidratación?

March 10, 2014

¿Cómo evitan los árboles la deshidratación?

A primera vista, algunos de los plantones en macetas en el vivero bajo techo de Brett Wolfe parecen muertos

A primera vista, algunos de los plantones en macetas en el vivero bajo techo de Brett Wolfe parecen muertos. Pero no lo están - al menos por el momento. Uno, un cuipo (Cavanillesia platanifolia) lleva seis meses sin una gota de H2O. “Todo lo que tengo que hacer es darle agua nuevamente y volverá a la vida”, comentó Wolfe, mientras toca el tallo todavía vivo. La sedienta plántula es parte de un estudio dirigido a predecir cómo los cambios en la frequencia y la gravedad de la sequía – posibles resultados del cambio climático - tendrán un impacto en los bosques tropicales.

Wolfe, estudiante de doctorado de la Universidad de Utah, trata de desentrañar las diversas formas en que los árboles resistentes a la sequía soportan los períodos prolongados. Las estrategias varían. Algunos utilizan el agua que almacenaron durante la estación lluviosa. Otros pierden sus hojas, disminuyendo o cesando la fotosíntesis, entrando en un tipo de hibernación tropical. Las raíces probablemente también implementan tácticas de supervivencia durante la sequía. Estas incluyen el perder las raíces más pequeñas, la reducción de tamaño y la producción de una barrera de cera alrededor de éstas, lo cual reduce potencialmente la pérdida de agua en la tierra seca.

“Las seis especies con las que trabajo están respondiendo a la sequía de maneras completamente distintas”, comentó Wolfe, cuyas plántulas varían en términos de rasgos como la densidad de la madera y la pérdida del follaje. Todas ellas comparten una misión común: evitar el fallo hidráulico y/o la privación de carbono (que son a la vez tan fatales como suenan) hasta que vuelva la lluvia.

“Existe realmente un gran interés en averiguar cómo la sequía mata a los árboles”, comentó Wolfe. “Tenemos que entender cómo los árboles responden a la sequía con el fin de entender cómo responden cuando las sequías cambian. Una vez que sepamos eso, podremos predecir mejor qué especies van a ser capaces de sobrevivir.”

Regresar

PrintImprimir   ArchiveOtros artículos   Send your commentsComentarios